Publicada: sábado, 7 de julio de 2018 10:13
Actualizada: domingo, 8 de julio de 2018

Tres personas murieron en una protesta violenta que estalló el viernes en Puerto Príncipe, la capital de Haití, por el aumento de precios de los combustibles.

Los manifestantes bloquearon las principales calles con neumáticos incendiados impidiendo la circulación de los vehículos. En algunas zonas se escuchaba disparos de armas de fuego.

Dos manifestantes fallecieron baleados durante enfrentamientos con la Policía, no obstante, se desconoce quién disparó contra ellos. El tercero fue un guardia de seguridad que perdió la vida cuando la multitud lo golpeó y prendió fuego su cuerpo mientras intentaba pasar una barricada disparando al aire para dispersar a la gente.

Las protestas surgieron pocas horas después de que el Gobierno hiciera público su decisión de alzar el precio de la gasolina en 38 %, el del diésel en 47 % y el del kerosene en 51 % desde la medianoche de hoy sábado.

(Como consecuencia de esos subsidios) el consumo diario de productos petroleros había llegado a alrededor de 20 000 barriles, cuando nuestro consumo habitual es de 14 000 o 15 000 barriles”, explicó el viernes el ministro de Economía y Finanzas del país centroamericano, Jude Alix Patrick Salomon.

La medida fue adoptada en el marco de un acuerdo sellado en febrero con el Fondo Monetario Internacional (FMI) que supone el cese del subsidio público de los productos petroleros.

“(Como consecuencia de esos subsidios) el consumo diario de productos petroleros había llegado a alrededor de 20 000 barriles, cuando nuestro consumo habitual es de 14 000 o 15 000 barriles”, explicó el viernes el ministro de Economía y Finanzas del país centroamericano, Jude Alix Patrick Salomon.

La posibilidad de un aumento del precio de los combustibles, ha provocado en las últimas semanas la organización de varias manifestaciones en Haití.

Desde primeras horas de la tarde del viernes la mayoría de las gasolineras de Puerto Príncipe habían dejado de ofrecer servicio.